Comercios esperan derrama de 3 mil 600 mdp en vacaciones de verano

08 Julio 2019
Autor 

Para el período de vacaciones de verano, julio y agosto, los comercios establecidos de la entidad esperan captar más de 3 mil 638 millones de pesos de derrama económica, cifra cinco por ciento mayor a la registrada en el mismo período en el 2018.

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (Canaco Servytur) de Mérida, Michel Salum Francis, resaltó que en estas vacaciones Yucatán recibe a miles de turistas, principalmente regionales y nacionales, que reactivan la actividad económica en el estado.

En este periodo de verano los negocios y comercios, principalmente de playa, Pueblos Mágicos, ciudades coloniales y zonas arqueológicas, captan la mayor derrama de todo el año, con incremento en sus ventas hasta en 100 por ciento en fines de semana, anotó.

Salum Francis aseveró que los sectores del comercio, los servicios y el turismo tienen altas expectativas en estas vacaciones, ya que calculan que los turistas que arriben a la entidad dejarán una derrama superior a los 3 mil 638 millones de pesos.

En ese sentido, explicó que los negocios o establecimientos que más movimientos y visitantes registran son los comercios, hoteles y restaurantes de la zona costera del estado, así como sitios turísticos, donde se elevan las ventas hasta en 100 por ciento respecto a un fin de semana normal del resto del año.

El líder empresarial aseguró que paseantes locales también contribuyen a la generación de  la derrama en los comercios y establecimiento de las playas, pues acostumbran por tradición visitar los puertos yucatecos donde pasan días o semanas.

Subrayó que el aumento en el movimiento económico por las vacaciones de verano será similar al proyectado por la Concanaco a nivel nacional, que será de 396 mil 600 millones de pesos.

Michel Salum pidió a los comerciantes y prestadores de servicio, así como a los centro turísticos de la entidad no elevar los precios de los productos que venden, a fin de evitar quejas de los vacacionistas ante las instancias correspondientes, lo cual podría traerles sanciones económicas, e incluso la clausura temporal de sus negocios.

“Sabemos que los períodos de vacaciones son una excelente temporada para sobreponerse de meses muy malos económicamente, pero no justo que por la demanda algunos comerciantes quieran sacar más provecho y aumenten los precios para ganar más en menos tiempo, puntualizó.

 

 

DEJE SU COMENTARIO

Todos los campos marcados con (*) son requeridos.

Top